Relato de mis vacaciones

En  legua con Camila tuvimos que escribir un relato sobre nuestras vacaciones. Esta era la primera consigna:

1.Escribir un relato en el que se cuente algún episodio vivido durante las vacaciones. Puede tratarse de un episodio llamativo, digno de mención, o puede tratarse de un episodio cotidiano, de lo más ordinario. Lo importante es que se presente de manera narrativa. ¡Atención! Hay que tener en cuenta que no se está pidiendo que se relate lo que se hizo en las vacaciones. La idea no es presentar una crónica de viajes, ni un recuento de paseos. Tienen que elegir algún episodio concreto, y narrarlo.

Antes de escribir leímos un ejemplo que puso Camila en su blog y después empezamos a escribir.

Este es mi relato:

Era un día soleado y eran alrededor de las 11:00 de la mañana. Mis amigos y yo estábamos en la playa, ya repleta de gente, preparados para ir a surfear. 

Las olas del mar estaban creciendo cada vez más y ya para cuando nos metimos alcanzaban los 3 metros. Cuando ya estábamos en el mar, nos costó muchísimo llegar a lo profundo. Remamos y remamos con nuestras tablas hasta llegar al lugar a donde queríamos ir.

Estábamos esperando las olas que se veía que cada vez se acercaban más y de a poco se iba notando su enorme tamaño. Después de un rato largo surfeando, decidimos volver. Todos nos habíamos acercado mucho a la orilla pero cuando nos pusimos a hablar nos dimos cuenta que uno faltaba, uno de mis amigos se había quedado allá. 

Nosotros pensamos que solo estaba esperando una buena ola pero cuando lo fuimos a buscar nos dimos cuenta que una ola hizo que perdiera la tabla. Cuando llegamos con el, se subió a una tabla grande que tenia un amigo. Remamos y remamos y después de un rato llegamos a la orilla todos sanos y salvos. 

Después de terminar hicimos la segunda consigna que era esta:

2.Pensar un evento sobrenatural que pueda intervenir en el relato

Y así quedo mi relato:

Él monstruo del mar

Era un día soleado y eran alrededor de las 11:00 de la mañana. Mis amigos y yo estábamos en la playa, ya repleta de gente, preparados para ir a surfear.

Las olas del mar estaban creciendo cada vez más y ya para cuando nos metimos alcanzaban los 3 metros. Cuando ya estábamos en el mar, nos costó muchísimo llegar a lo profundo. Remamos y remamos con nuestras tablas hasta llegar al lugar a donde queríamos ir.

Estábamos esperando las olas que se veía que cada vez se acercaban más y de a poco se iba notando su enorme tamaño. Después de un rato largo surfeando, decidimos volver. Todos nos habíamos acercado mucho a la orilla pero cuando nos pusimos a hablar nos dimos cuenta que uno faltaba, uno de mis amigos se había quedado allá. 

Nosotros pensamos que solo estaba esperando una buena ola pero cuando lo fuimos a buscar nos dimos cuenta que una ola hizo que perdiera la tabla. Cuando llegamos con el, sentimos algo raro. Había algo que se movía en el mar y era algo grande. Nos quedamos todos congelados. De repente, me di cuenta que se estaba acercando y ahí fue cuando me di cuenta que era un monstruo marino. Era una especie de dinosaurio. Mi amigo sin tabla se subió a una tabla grande y se fue con otro amigo. Cuando todos estábamos arriaba de una tabla, reaccionamos y nos fuimos. Remamos y remamos y después de un rato llegamos a la orilla todos sanos y salvos. Todavía seguimos sin entender que era eso.

 

Esta entrada fue publicada en 2AC2020, Castellano, Escritura, Lengua. Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a Relato de mis vacaciones

  1. camilaaliberti dijo:

    Juanma: me gustó mucho tu cuento. Me hizo pensar en el cuento que vamos a leer mañana: “La sirena”, de Ray Bradbury. Espero que te guste.

Deja una respuesta